Estás en: Holanda > Turismo > > La casa de Ana Frank

La casa de Ana Frank


La casa de Ana Frank

La casa de Ana Frank

Situada en el centro de Amsterdam, en el que fuera el antiguo edificio de la empresa del padre de Anne Frank, podemos encontrar el actual museo de la niña judía que conmovió al mundo, después de muerta a mano de los nazis, a través del diario que escribió durante sus dos años de cautiverio en una casa escondida.

¿Cómo se convirtió en museo?

Cuando terminó la Segunda Guerra Mundial, Otto Frank, único superviviente de la familia, volvió a Amsterdam. Allí, el amigo que le ayudó durante su cautiverio, le entregó el diaro de su hija Anne. Con él en las manos, Otto decidió cumplir el deseo de la niña: publicar el diario que ella quería convertir en novela.

El edificio de la calle Prinsengracht 263 después de la guerra estaba condenado a su derribo. Otto Frank lo alquiló y llegó a comprarlo, aunque después lo vendió a una conocida empresa. Cuando el diario se hizo conocido mundialmente, creció la presión social para evitar el derribo del inmueble. Finalmente, la empresa lo donó a la Fundación Anne Frank que lo restauraría para difundir desde allí los ideales de paz y solidaridad de Anne Frank.

¿Qué veremos en la casa museo de Anne Frank?

En nuestra visita a la casa podemos visitar la casa de atrás, es decir, el escondite secreto en el que la familia Frank pasó dos años, así como el diario original de Anne. Conocerá la historia personal de la pequeña, pero también la del contexto histórico en el que vivió: la Segunda Guerra Mundial y cómo está acabó convirtiéndose en una auténtico genocidio.

Visita con niños

Aunque la visita de los niños es recomendada por el valor didáctico de la misma, se debe tener presente que debemos prepararlos para la misma, pues quizás vean algunas imágenes que puedan afectarles.

Selección de hoteles en Ámsterdam aquí.

Fotografía: Wikipedia

Volver a Turismo.
Buscador de Holanda
Boletín